JM CABALLERO

“Recuerdo el día que decidí seriamente aprender a montar a caballo.”

La pregunta era: ¿dónde me pueden enseñar? En una escuela, ¡está claro!

Pero años atrás se podían contar con los dedos de una mano las escuelas que existían en el país. Antiguamente, los aprendices se pasaban media vida al lado del maestro; y cuando éste, ya fuera por la edad o por fallecimiento, dejaba su puesto de trabajo, su aprendiz que se convertía en el nuevo maestro. Así era como se transmitían los conocimientos y los secretos del oficio de generación en generación. Mi camino y aprendizaje siguió una vía similar.

Es por esta razón que me satisface tanto cuando paso por delante del portal de nuestro centro y veo escrito "escuela de equitación". Tengo la satisfacción de tener un lugar donde los conocimientos adquiridos a lo largo de mi trayectoria pueden dar fruto para todos aquellos que quieran aprender.

El sentido de la palabra "escuela" es muy amplio. Más, si tenemos en cuenta que se trata de crear una conexión entre dos seres vivos, donde hay tantos factores que pueden influir y alterar la finalidad a la que nos dirigimos.

La finalidad es hacer llegar nuestros conocimientos, basados en los principios clásicos de la equitación, a los alumnos de nuestro centro.

Trayectoria

Adquirí mis primeros conocimientos junto al maestro Luis Ramos-Paúl, en Sevilla y posteriormente con el maestro Joâo Pedro Rodrigues, en Lisboa. Ellos marcaron mi formación y forma de entender la equitación clásica como jinete.

Actualmente mis titulaciones son:

  • Técnico Deportivo Nivel II
  • Juez Territorial de Doma Clásica
  • Juez Nacional de caballos de Pura Raza Árabe.
  • jm1
  • jm2